Tema central

24 Nov 2015

El paso de preescolar a primaria, algunas claves

//
Comentarios0

Entrevista con María Sánchez

El Educador habló con la Psicóloga y Psicopedagóga, María Sánchez sobre las recomendaciones y aspectos a considerar cuando se pasa de un nivel educativo a otro, específicamente de los niños que llegan a primaria.

El Educador (E.E.): El final de año escolar da cuentas de qué estudiante pasa o no, al siguiente curso. Sin embargo, los tránsitos de Infantil a Primaria, ¿cómo influyen en los estudiantes?
María Sánchez García (MSG): “A partir de los seis años y con el paso de la educación infantil a la educación primaria, el niño experimenta grandes cambios. La familia va a continuar siendo un entorno de gran influencia, tanto en el desarrollo de su autoestima, de los primeros avances en su propia autonomía y de sus motivaciones y desarrollo de la propia identidad personal.

La escuela en esta etapa tiene una gran importancia ya que, con respecto a la educación infantil, el paso a la etapa de primaria supone un trascendental cambio, ya que la escuela se convierte en un lugar menos flexible, con contenidos más sistematizados y con menor libertad para el niño. Estos cambios, por tanto, exigen de un verdadero esfuerzo de adaptación.”

E.E.: ¿Cómo contribuye la escuela para estas etapas de tránsito, entendidas como Infantil a Primaria, y de Primaria a Secundaria?
MSG: “La escuela se va a convertir en un espacio importante en el proceso de desarrollo del niño, influyendo en su autoconcepto. Es importante señalar que, a diferencia de la etapa anterior (Infantil), en primaria, el niño comienza a ser evaluado por su rendimiento, lo que va a tener una fuerte influencia en el desarrollo de su identidad. Comenzará a verse “bueno para…”, “con más aptitudes en…”, etc. Lo que va a condicionar su evolución escolar posterior.”

E.E.: ¿Qué herramientas brinda la etapa de primaria para pasar a secundaria?
MSG: “En la etapa de primaria, la relación entre los compañeros va a cobrar una especial relevancia, de manera que ellos van a tener un papel destacado, en cómo el niño comprende su entorno social y desarrolla estrategias para interactuar con él (reglas, normas, habilidades sociales, comunicación no verbal, etc.).”

En esta etapa aumentarán las relaciones con compañeros de la misma edad y el deseo de permanecer más tiempo con ellos, y en consecuencia, aumentarán los comportamientos agresivos pero también los de ayuda, de compartir y de ayudar a los otros. Por lo tanto, en esta etapa, es fundamental establecer normas y pautas claras de cómo comportarse con sus compañero, sentando las bases de los principios éticos de relaciones con los demás (afecto, ayuda, solidaridad, respeto de los derechos del otro y defensa de los propios derechos, etc.)”

E.E.: Ya mencionó el rol de la escuela y las herramientas que brinda la etapa de primaria para el tránsito de una etapa escolar a otra, sin embargo ¿qué cambios implica para un niño este cambio?
MSG: “El paso a la etapa de Educación Primaria supone un cambio importante para el alumnado, podemos destacar por ejemplo que:

  1. Cambian los profesores.
  2. Los espacios y al distribución del tiempo.
  3. La metodología de trabajo.
  4. Las rutinas de clase.
  5. Los materiales y recursos.

Sucede también que en primaria, se da más importancia al aprendizaje de las materias instrumentales, como por ejemplo: la lectura, la escritura y las matemáticas y se tiene un currículum más estructurado que en infantil.

Ante esto, el alumno tendrá que dedicar parte del tiempo de ocio, a cumplir con sus obligaciones como colegial…. hay tareas para casa.”

E.E.: Son cambios notorios, los que evidencia el estudiante cuando llega a Primaria, ¿pero existen algunos otros que no sean tan perceptibles?
MSG: “Otros aspectos menos significativos, pero también propios de la nueva etapa educativa, a los cuales los niños tienen que habituarse son:

  1. Por primera vez, el estudiante dispone, de sus propios libros de texto para algunas asignaturas.
  2. El material escolar es individual y el estudiante es responsable de él.
  3. El desayuno no se toma en clase con los compañeros, sino que se deja para la hora del descanso.
  4. Desaparece la bata escolar, por ende, el niño debe ser más cuidadoso con su ropa o uniforme.
  5. El estudiante pasa del tutor único que se encarga de la docencia de todas las áreas de aprendizaje, a incorporar nuevas figuras (docentes especialistas) que imparten otras materias.”

E.E.: ¿Qué deben hacer los padres para ayudar a que esta transición se dé lo mejor posible?
MSG: “Tener en cuenta que para los niños, el paso de Educación Infantil a Primaria es un cambio significativo y puede tener diferentes implicaciones.
La principal recomendación, apunta a enviar mensajes positivos sobre la nueva etapa, es decir, hablarle sobre ella, con mensajes de ilusión y de posibilidades. Resaltar todas las cosas que espera aprender, de las asignaturas y sus contenidos desde una visión positiva.

Por lo anterior, es conveniente evitar profecías negativas o mensajes negativos del tipo: “Te vas a enterar cuando empieces primero”, o “Si sigues así, tendrás que repetir”.

E.E.: ¿Qué ejemplos pueden ser útiles para que un padre envíe estos mensajes positivos?
MSG: “El padre de familia puede anticipar de forma realista los acontecimientos, por ejemplo, decirle al niño que va a continuar con los mismos compañeros, que va cambiar de tutor, que tendrá más profesores, que verá nuevas asignaturas… Pero quizá, lo fundamental es permitirle al niño que exprese sus miedos y preocupaciones.

Al inicio del año escolar, los padres pueden estar atentos durante los primeros días de clase, respecto a sus comentarios y actitudes. Vivir y compartir con el niño o la niña esos primeros días intentando transmitir ilusión: revisando los nuevos libros o adquiriendo el material para el nuevo curso, les permitirá una transición adecuada.”

E.E.: Por último, dado todos los cambios ¿se pueden seguir las mismas estrategias de estudio? ¿O es mejor cultivar nuevos hábitos?
MSG: “Realmente es en esta transición cuando los niños comienzan a aprender estrategias de estudio propiamente dichas. Hasta ahora el currículo estaba dividido en áreas en las que se trabajaban diferentes aspectos referidos a la Autonomía e Identidad Personal, el Medio Físico y Social y la Comunicación y Representación.

En Primaria tendrán que hacer frente a Matemáticas, Lenguaje o Ciencias Naturales y Sociales en las que tendrán que iniciarse en técnicas de estudio de análisis y síntesis como el subrayado, el resumen o el esquema. El dominar estas técnicas requiere muchos pasos previos que tienen que ser promovidos desde la escuela y desde casa como: la identificación de términos e ideas principales y secundarias.

Es muy importante apoyar a nuestros hijos para que estas estrategias se consoliden desde una edad temprana.

Anímenle desde el principio a dedicar un tiempo diario al trabajo escolar en casa. Será la mejor medida para que tenga la sensación de que puede controlar y dominar la situación.”

María Sánchez García: Licenciada en Psicología y Psicopedagogía y actualmente cursando un Master en Desarrollo Emocional en la Infancia. Orientadora Educativa en Centros Públicos de la Comunidad de Madrid. Orientadora Educativa en una Institución Penitenciaria de Menores y actualmente orientadora educativa en el CCEE Reyes Católicos de Bogotá.

Deja un comentario